Blog de la Asociación Cultural Amigos de la Dehesa de la Villa
Obra registrada - Licencia de uso


La piscina Tritón – Fotografías antiguas de José Luis Berzal; 1952

19 de noviembre de 2011

Sobre la Tritón, una de las piscinas históricas en los alrededores de la Dehesa de la Villa.

En anteriores ocasiones hemos publicado en este blog imágenes de la colección de fotografías que José Luis Berzal ha puesto a nuestra disposición. Traemos hoy unas cuantas más para ilustrar este estudio acerca de una de las piscinas históricas que hubo cerca de la Dehesa de la Villa, la piscina Tritón.

Las fotos de J. L. Berzal que se incluyen en este artículo se reproducen con la autorización por parte del autor a la Asociación Cultural Amigos de la Dehesa la Villa; cualquier uso posterior por terceros deberá ser aprobado expresamente por el autor.

(Foto: J. Luis Berzal, 1952)

La piscina, situada en la calle Francisco de Diego, número 15, pertenecía al Club Natación Tritón, de ahí su nombre. Se inauguró un jueves 29 de agosto de 1935, con unas pruebas de natación en las que, además de los anfitriones, participaron los clubes Lago y Canoe N.C., seguidas por una merienda para los asistentes y una exhibición de saltos.

Enseguida cobró bastante renombre y en los años siguientes se celebraron diferentes competiciones y festivales de natación.

(Foto: J. Luis Berzal, 1952)

En los años 50, época a la que pertenecen las fotos del artículo, la piscina seguía siendo federada, pero de acceso público, al igual que las Stella, Lido, El Carmen, El Lago, Las Fuentes y Kandusi –ésta también cercana a la Dehesa de la Villa-. Todas ellas, junto con la Municipal, Florida, Playa de Madrid, Villa Rosa, Zamba, Safari..., las piscinas de algunos hoteles de lujo y las de algunos clubes privados (Canoe, Real Madrid, Aero Club, Puerta de Hierro, Club de Campo, Apóstol Santiago, Parque Móvil Ministerios y Canal de Isabel II) constituían las opciones acuáticas madrileñas en aquel entonces. Como curiosidad, diremos que el precio de la entrada oscilaba entre las 12 y 45 pesetas (datos de 1957).

(Foto: J.L. Berzal, 1952)

En la década de los 60 la piscina todavía seguía en pie. Una noticia de 1967 informa del suceso en el que un chaval de 14 años pereció ahogado en la piscina a causa de un desvanecimiento. Encontramos igualmente un anuncio posterior, de 1969, de una promoción de viviendas que incluye un plano de situación en el que aparece referenciada la Tritón.


La piscina desapareció a mediados de los años 70, como resultado de la cuarta fase de remodelación del polígono Francos Rodríguez que afectaba a las calles Tremp, Noguera Pallaresa –hoy Valle de Arán-, Valls Ferrera y Francisco de Diego.

Vistas aéreas comparativas de la zona donde se encontraba la piscina Tritón.
Arriba, en 1961-67 con la piscina recuadrada en rojo, en la manzana delimitada por las calles Tremp, Francisco de Diego, Valls Ferrera y al sur, el canalillo.
En el medio, vista de 1975 tras las obras del polígono Francos Rodríguez que afectaron a la manzana: nótese que se ha remodelado la intersección de las calles Francisco de Diego y Federico Rubio; se ha modificado el trazado de la calle Valls Ferrera; en paralelo al canalillo, que ha perdido parte de su arbolado, discurre una nueva calle, Noguera Pallaresa, que sería posteriormente absorbida por la calle Valle de Arán; otra calle nueva, Almirante Francisco Moreno, prolonga la Avda. de Pablo Iglesias hacia la Universitaria y corta el canalillo; se ha construido un nuevo puente para salvar la intersección de Federico Rubio con Almirante Francisco Moreno; y, por último, aparecen las primeras nuevas urbanizaciones de la zona (Gredos, Siete Picos, Peñalara...).
Debajo, la zona en 2010 ya completamente urbanizada.
(Mosaico ortofotomapas 1961-67, Ortofotomapa Comunidad 1975 y Ortofotomapa Madrid capital 2010; Planea CAM)

Por último, mencionaremos que el humorista Miguel Gila hace referencia a la piscina Tritón en sus memorias Y entonces nací yo. Memorias para desmemoriados, (1995): “Mariano García de la Puerta ha sido, sin lugar a dudas, aunque olvidado, el mejor delantero de la historia del fútbol español. [...] Decían que, además de ser un gran jugador, era carterista y maricón. Tal vez fuese verdad, pero para mí y para todos los chavales del barrio, García de la Puerta era un ídolo, porque no sólo era un fenómeno con el balón en los pies sino uno de los mejores saltadores de trampolín de la época. Él me enseñó, en la piscina Tritón, todos esos saltos que, años más tarde, me permitieron ganar el campeonato de saltos de Castilla en la piscina Samoa de Valladolid, dos años consecutivos”.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo creci en la torre situada en la actual avenida de federico rubio 67, entonces 165. Recuerdo que cuando era niño en la parte trasera de mi edificio entre las calles Francisco de Diego y la calle de Valls Ferrera, solo habia una enorme descampado lleno de maleza y arboles, que hacia la calle Valls Ferrera tenia ademas una pronunciada pendiente. Era un espacio de aventuras y descubrimientos, donde iba a recoger hojas de una morera para mis gusanos de seda y jugabamos al escondite. Recuerdo que habia restos de ladrillos de casas derruidas cubiertas de maleza y hierbajos y tambien que un dia, sobre principios de los 80, descubrimos semienterrado parte del foso de una piscina. Recuerdo que se veia parte del borde blanco que la circundaba y restos de la pintura azulada en las paredes del foso. Los dias de lluvia, se llenaba de agua y tenia un aspecto bastante inquietante y peligroso y nosotros por si acaso nunca comentamos nada a nuestros padres, nos nos fueran a prohibir ir al descampado. Un par de años despues vallaron la zona y a mediados de los 80 construyeron los edificios de ladrillo marron que se encuentran en la actualidad. Al leer tu articulo y el lugar en donde la situas he rememorado esos momentos y estoy convencido que esa piscina eran los restos de la Triton. Mis padres, que se fueron a vivir a la zona cuando construyeron el edificio en el año 69, me habian hablado alguna vez de la piscina pero ya no sabian situarla con todos los cambios que hubo despues en la zona.

Gracias por tu articulo.

Amigos de la Dehesa dijo...

Encantados de tenerte por aquí, anónimo lector, y de que nos hayas dejado este comentario. Como bien comentas, por la situación y las fechas, es más que probable que esa piscina de la que hablas fuera la Tritón. Así pues, tu testimonio ayuda a trazar los últimos días de la Piscina Tritón, sobre los que poco o casi nada pudimos hallar, y complementa a la perfección nuestro artículo que había quedado un poco cojo en cuanto a su desaparición.
Si no lo has visto ya, te recomendamos la lectura del artículo que publicamos hace unos meses sobre el canalillo: encontrarás algunas fotografías de cómo era esa zona donde creciste y un relato de andanzas de chavales que seguramente te traerá buenos recuerdos.

Anónimo dijo...

Hará la friolera de casi 60 años una pandilla de chavales íbamos a la Tritón a bañarnos, no vivíamos en la zona ,muy lejos de la Dehesa de la Villa, ni se que tranvía cogeríamos pero el motivo seria que era barata de precio y que en el barrio de Embajadores no había piscinas, o tendíamos algún amigo o familiar por la zona, quiero recordar también la Kandusi que recuerdo mas cara, ya de mayores iríamos a la Piscina Estela que si era junto a El Lago las mejores de Madrid, Bonitos recuerdos,saludos Emilio Garcia

Amigos de la Dehesa dijo...

Gracias, Emilio, por la visita y el comentario. Resulta curioso que un grupo de chavales viniera desde tan lejos a la piscina: toda una excursión en aquella época desde Embajadores. Efectivamente, la otra piscina de aquella época era la Kandusi, muy cerca de la Tritón. Algún día tendremos que hacer un artículo sobre ella también.

Anónimo dijo...

Después de darte un baño en la Tritón, podías tomate una copa en el Pensilvania club, baile con orquesta en vivo, un poco más abajo casi llegando a la Selva de la Virgen estaba el Toky Eder en frente de la Kandusi creo que eran dueños de los Quicos club.

Amigos de la Dehesa dijo...

Gracias por la visita y el comentario y disculpas por la tardanza en responder. Investigaremos lo del Pensilvania club. Respecto al Toki Eder, desconocemos si estuvo anteriormente donde comentas, su ubicación más conocida era en la Calle Mártires Maristas. En nuestro artículo sobre Merenderos y Quioscos (http://amigosdehesa.blogspot.com.es/2012/06/quioscos-merenderos-y-otros-locales.html) se puede encontrar referencias y fotos del Toki Eder y otros locales de ocio famosos de la Dehesa y alrededores.

Amigos de la Dehesa dijo...

Abundando en el comentario anterior, nos había despistado la denominación de Pensilvania. Tal como ya habíamos comentado en el artículo sobre los Quioscos, Merenderos y otros locales de ocio, la denominación parece ser que era Pelsirvania y estaba entre las calles Valls Ferrera y Valle de Arán, es decir, muy próxima a la piscina Tritón

Publicar un comentario